fbpx

New York Cheesecake

El clásico, aun más rico que Chris Evans vestido de Capitán América.

Ajá, que me gustan a mí los “momentos recuento” de la vida. Ya tenemos dominados varios clásicos americanos: este CHERRY PIE, el BROWNIE PERFECTO, las COOKIES CON CHISPAS DE CHOCOLATE más ricas del mundo, los inigualables PASTEL DE ZANAHORIA y POUND CAKE DE LIMÓN, la facilísima BUTTERCREAM DE VAINILLA y su melliza, la BUTTERCREAM DE CHOCOLATE. Nos faltaba esta New York Cheesecake para coronarnos. YEAH.

New York Cheesecake Tarta de Queso Americana Mermelada Fresa Receta La Carañola
Ruth-Cabeza-Carañola

Me flipa que estés aquí tanto como bailar en sueños con Patrick Swayze. Ajá, de ti sé que te gustan los dulces. Tú vas viendo que yo soy un poco freaky.
Si quieres saber más, pincha: ¡ole!

El pastel de queso tal y como lo conocemos es el resultado de muchas modificaciones a lo largo de miles de años. Se especula sobre su nacimiento en la Antigua Grecia, 2.000 años a.C. La primera receta escrita es de Ateneo y data del año 230 d.C. Después de la conquista de Grecia por parte del Imperio Romano y con su expansión, llegó al resto de Esuropa. En el siglo XVIII llega a América con los primeros colonos europeos.

RUTH DISECCIONA LA RECETA DEL NEW YORK CHEESECAKE

SABOR: una combinación que es un delirio: la tarta de queso no es nada empalagosa ni excesivamente dulce, juntar galleta y mantequilla debería ser deporte olímpico y la mermelada casera con su toque cítrico está deliciosa.

TEXTURA: fundente y aterciopelada, cuajada en su punto ideal, con una base de galleta crujiente en su justa medida y una mermelada casera de fresa que aporta una untuosidad irresistible. Un bocado difícilmente superable.

DIFICULTAD: lo más difícil de esta receta es no comerte las elaboraciones antes de formar la tarta. El que avisa no es traidor sino avisador.

CURIOSIDADES: el cheesecake más caro del mundo se puede adquirir en New York, cómo no, más concretamente en Saks Fifth Avenue, por unos 325 dólares. Sin duda, mejor hazte el mío y con lo que te sobra vas ahorrando para un viajecito.

La adición del queso crema a la receta fue en 1872, cuando un quesero de Nueva York, un tal James Kraft, que ya nos va sonando, la caga tratando de reproducir una variedad de queso francés y, bendita casualidad, obtuvo un queso cremoso que años más tarde distribuyó bajo el nombre de Philadelphia Cream. Sí, nos suena. El archirequetefamoso New York cheesecake es desde principios del siglo XX un icono de la ciudad. La versión original se atribuye a Arnold Reuben, un joven alemán que llegó a Estados Unidos para dedicarse a la restauración. ¡Viva Arnold!

GALERÍA BRICOMANÍA PARA HACER NEW YORK CHEESECAKE

Te voy a decir algo. Nunca he ido a Nueva York y no creo ser la única que tenga la sensación de haber estado ya allí. Debe ser la ciudad más retratada del cine y la televisión. Parece que hemos vivido con los chicos de Friends, salido a cenar a mil y un lugares con las chicas de Sex & The City, quemado la noche y sus locales de la mano de Frank Sinatra, paseado por las calles de la gran manzana con las bandas sonoras de Woody de fondo… Este NY Cheesecake es la guinda de ese sueño. No sé si este año, pero si no el próximo, iré con mi padre. Es una de sus ilusiones. ¡¡Qué emoción!!

EL TRUCO DEL ALMENDRUCO
PARA HACER NEW YORK CHEESECAKE

Hay ciertas claves para que este cheesecake en su versión clásica americana te salga a las mil maravillas. Empezando por que tengas todos los ingredientes a temperatura ambiente antes de comenzar la receta.

Es muy importante que no batas a velocidad alta la crema para no incorporar burbujas de aire a la mezcla. Eso haría que durante el horneado crezcan en el interior de la tarta y se vean después al cortarla.

No te olvides de introducir un recipiente con agua caliente en la parte de abajo del horno durante la cocción. Hacer esto junto con el horneado a baja temperatura y el enfriado escalonado, que te explico cómo seguir al pie de la letra en la receta, ayudarán que no se creen esa grietas feotas en la parte de arriba.

Y, siempre, siempre, siempre, en este y en tooooodas las recetas, lee la lista de ingredientes, asegúrate de entender bien el paso a paso y comprueba que tienes todos los utensilios necesarios, antes de comenzar.

Galería Bricomanía New York Cheesecake Tarta de Queso Americana Mermelada Fresa Receta La Carañola Corte

INTERIOR – APARTAMENTO N.Y. – NOCHE

FRANKIE
Disculpa que llegue tan tarde, querida.
SUSAN
La ciudad te tiene preso en sus calles.
FRANKIE
Francamente, es mi peor hábito.
SUSAN
¿Quieres cenar?
FRANKIE
Tal vez vaya directamente al postre, Susan.
SUSAN
Pues déjame que te diga que voy a hacer que se te olviden los maleantes y

ese Cooper exasperante que tienes por compañero.
FRANKIE
Ajá, ¿así de bueno está?
SUSAN
Cheesecake, nada más y nada menos.
FRANKIE
Espero que sea New York.
SUSAN
¿Acaso puede ser de otra forma, Franky?
FRANKIE
Cómo me conoces. Ven que te abrace primero.

NEW YORK CHEESECAKE | Tarta de queso clásica americana | La Carañola #Shorts
New York Cheesecake Tarta de Queso Americana Mermelada Fresa Receta de La Carañola

New York Cheesecake

Yield: 10-12 raciones
Prep Time: 20 minutes
Cook Time: 50 minutes
Additional Time: 6 hours
Total Time: 7 hours 10 minutes

Este New York Cheesecake no solo es el clásico, sino que está aun más rico que Chris Evans vestido de Capitán América. Lo juro.

Ingredients

BASE DE GALLETA

  • 200 g galletas María
  • 120 g, 1/2 tz, mantequilla con o sin sal
  • 1 cda azúcar blanco

RELLENO DE QUESO

  • 500 g queso crema tipo Philadelphia
  • 120 g, 1/2 tz, azúcar blanco
  • 160 ml, 2/3 tz, nata o crema para batir
  • 20 ml, 1 cda, jugo de limón
  • 1 cdta vainilla
  • 1/2 cda ralladura limón
  • 1 cda fécula de maíz*
  • 3 huevos L

MERMELADA DE FRESA CASERA

  • 250 g fresas sin hojas, lavadas y cortadas
  • 150 g, 2/3 tz, azúcar blanco
  • 2 cdtas jugo de limón

Instructions

    1. Precalienta el horno a 160°C.
    2. Tritura lo más finamente que puedas las galletas y combínalas en un bol mediano junto con la mantequilla derretida y al azúcar. Compacta esta mezcla en el fondo y si quieres también en las paredes, como yo en el vídeo, de un molde redondo desmontable de entre 18 y 20 cm de diámetro. Puedes ponerle un poco de spray antiadherente Baking Alchemy. Reserva a un lado.
    3. Mezcla en otro bol pequeño la nata o crema para batir y el jugo de limón y deja que repose unos 5 minutos. Se cortará un poco, es lo que necesitamos. Reserva también.
    4. En un bol grande con unas varillas eléctricas de mano o en el tazón de una batidora de pie con el accesorio paleta, mezcla el queso a temperatura ambiente con el azúcar. Hazlo a velocidad media para no incorporar aire hasta que esté más o menos homogéneo, rebañando el bol a mitad del proceso para asegurarte que se integra el fondo.
    5. Añade la nata o crema para batir con limón que preparamos antes. Mezcla de nuevo a velocidad media, rebañando el bol.
    6. Incorpora la vainilla y la ralladura e ídem.
    7. Ahora integra la fécula de maíz tamizada.
    8. Por último, agrega en dos tandas, rebañando el fondo y las paredes del bol de vez en cuando, los huevos previamente batidos.
    9. Pon el molde que habíamos preparado con la base de galleta sobre una bandeja de horno para que te sea más fácil trasladarlo después. Echa la mezcla de queso en el molde y llévalo al horno. TRUCO: pon en el fondo del horno un recipiente apto para el mismo con un par de tazas de agua caliente durante el horneado del cheesecake. Generará una humedad que ayudará a que crezca homogéneo y no se agriete.
    10. Hornea a 160°C durante 50 minutos. Pasado este tiempo, apaga el horno y déjalo cerrado con el cheesecake dentro otro 40 minutos más. Después entreabre suavemente, muy poco, el horno y pon un cucharón en la rendija para que no se cierre la puerta y deja que el horno vaya perdiendo así despacio el calor que aun tiene. En otros 40 minutos saca el cheesecake a una rejilla y deja que alcance la temperatura ambiente. Luego lleva a la nevera al menos 5 horas, mejor toda la noche.
    11. Decora por arriba con esta MERMELADA DE FRESA, pinchando este enlace irás a la receta detallada. También lo puedes combinar con esta GANACHE DE CHOCOLATE, te explico cómo hacer en la receta de Bizcocho Marmoleado.
    12. Conserva en la nevera entre 7 y 10 días.

Notes

  • *Si no tienes fécula de maíz puedes sustituirla por harina de trigo común.
  • Es MUY IMPORTANTE introducir el recipiente con agua en el horno como te explico en la receta. No te saltes ese paso. También es clave que no apresures el post horneado y esa pérdida escalonada de calor. La combinación de estos dos pasos es lo que hará que no se agriete el cheesecake.

Si haces esta delicia etiquétame @La_Caranola en Instagram y/o utiliza el hastag #LaCarañola

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Skip to Recipe